En el mismo mes del año anterior, se había registrado un déficit primario de $ 372 millones, equivalentes a U$S 22 millones. El resultado global fue fuertemente deficitario en mayo ($ 4.923 millones), pero ello estuvo explicado por el pago adelantado de intereses de deuda pública, en el marco del canje de títulos públicos efectivizado…

En el mismo mes del año anterior, se había registrado un déficit primario de $ 372 millones, equivalentes a U$S 22 millones. El resultado global fue fuertemente deficitario en mayo ($ 4.923 millones), pero ello estuvo explicado por el pago adelantado de intereses de deuda pública, en el marco del canje de títulos públicos efectivizado el pasado 29 de mayo.

Las Empresas Públicas, por su parte, presentaron un superávit antes de intereses de $ 464 millones en abril (U$S 16 millones), contra $ 134 millones (U$S 8 millones) en el mismo mes del año anterior.

Las cifras referidas al estado de las cuentas públicas fueron divulgados en la tarde de ayer por el Ministerio de Economía. Es de destacar que no se publicaron los números de la recaudación de la DGI, así como tampoco, los datos de las Empresas Públicas correspondientes a mayo.

El resultado del Sector Público medido antes de intereses ha venido mejorando en los últimos meses. Actualmente, el superávit primario del Gobierno Central calculado en los 12 meses finalizados en mayo se ubica en 0,2% del PBI. Las Empresas Públicas agregan un superávit adicional de 1,7%, de acuerdo con los datos cerrados en abril. Es de recordar que el gobierno ha comprometido con el FMI una meta primaria de 3,2% del PBI para el consolidado del Sector Público para todo el 2003, por lo que serán necesarios nuevos esfuerzos en lo que resta del año para poder cumplir con los objetivos trazados.

Los ingresos totales del Gobierno Central permanecieron prácticamente estables en términos reales en mayo (-0,5% contra igual mes de 2002). La recaudación de la DGI volvió a caer (1,7% en mayo). También disminuyeron los ingresos de comercio exterior (2,9%) y los correspondientes y casinos (6,9%). Estas caídas fueron compensadas por mayor recaudación del IRP (37,5%) y por otros ingresos de la Tesorería General de la Nación (+25%).

La performance de los ingresos de las Empresas Públicas no fue satisfactoria, a pesar del fuerte aumento en términos reales de las tarifas públicas. Los ingresos de Antel cayeron 23% real en abril y los de UTE 4%.

Respecto a los gastos primarios, en mayo las remuneraciones del Gobierno Central continuaron ajustándose a la baja, reduciéndose un 12% en términos reales en la comparación con el mismo mes del año anterior. Sin embargo, se observó un fuerte aumento en los rubros de gastos en bienes y servicios (28%) y en las transferencias (8%). Estos aumentos son preocupantes, pues pueden poner en peligro los metas fiscales comprometidas con el FMI.