Los nuevos controles y exigencias sobre las compras por internet ya son una realidad al quedar estipulados en el decreto del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) publicado ayer en el portal de Presidencia. Las empresas courier esperaban que ese texto -del cual se enteraron por la prensa- fuera divulgado luego de la reunión que…

Los nuevos controles y exigencias sobre las compras por internet ya son una realidad al quedar estipulados en el decreto del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) publicado ayer en el portal de Presidencia. Las empresas courier esperaban que ese texto -del cual se enteraron por la prensa- fuera divulgado luego de la reunión que fue pactada para esta semana, pero que todavía no ha tenido lugar. La normativa establece la obligatoriedad de pagar toda compra con tarjeta de crédito o débito internacional. También incorpora y contabiliza dentro del límite de cinco compras al año por hasta US$ 200 cada una, a cualquier tipo de adquisición por encomienda que provenga desde el exterior, incluso las menores a US$ 50 que tenían acceso libre, y requiere más información a las firmas -hasta 17 datos- en cada operación que se realice.

El decreto, firmado por el ministro de Economía, Mario Bergara, y la presidenta en ejercicio, Lucía Topolansky, asegura que “resulta necesario establecer en un solo cuerpo normativo las disposiciones que regulan el procedimiento de envío de encomiendas postales internacionales en sus distintas modalidades”. La nueva normativa entra en vigencia el 1° de enero, pero las empresas tendrán tiempo hasta el 30 de junio para ponerse a tono y empezar a enviar la información requerida a las autoridades del MEF y Aduanas. Aquellos que compren antes de fin de año, quedarán por fuera del nuevo régimen.

El régimen de las cinco compras por hasta US$ 200 en EEUU, en el que se incluye la mercadería, los impuestos en origen, envío y seguro, nació en julio de 2012 y desde entonces ha tenido un sostenido crecimiento entre los consumidores uruguayos. No obstante, este tipo de modalidad comprende el 9% de las compras online de los uruguayos, según una encuesta del Grupo Radar (ver nota aparte). Los comercios y los shoppings han presionado para que el instrumento tenga más controles, como sucederá desde el próximo año.

Las compras por hasta US$ 50, que formaban parte de una herramienta anterior (2002) para “obsequios familiares” y “artículos usados”, ahora ingresarán en el régimen de hasta US$ 200. Todas las adquisiciones deberán ser “recibidas por una misma persona física mayor de edad”, “sin fines comerciales” y el abono del paquete deberá realizarse a través de una tarjeta internacional. Una persona no podrá utilizar el plástico de otro. “El pago de la correspondiente mercadería deberá realizarse mediante el uso de tarjeta de crédito o débito internacional, cuya titularidad coincida con el titular de la compra y con el destinatario de la encomienda”, asegura el decreto.

Los envíos de libros y de medicamentos para uso personal no tienen límite de frecuencia.

Con “carácter obligatorio” las empresas courier deberán proveer a la Dirección Nacional de Aduanas (DNA) un total de 17 datos, donde la novedad se encuentra en las peticiones acerca de las tarjetas: se deberá especificar qué tipo de plástico es -crédito o débito-, el emisor de la tarjeta y los último cuatro dígitos del plástico del titular de la compra.

Con esto, además de que alguien no podrá comprar por otro, se termina con un servicio que brindaban los couriers: al que no tenía acceso a una tarjeta internacional, la empresa pagaba la compra con un plástico propio y este luego abonaba el monto en las redes de pago.

La adaptación al flamante régimen tendrá una nueva logística para las empresas y cambios en los sistemas informáticos para facilitar los datos a la DNA, lo que ha sido uno de los puntos más criticados por las firmas desde que fueron informados de los cambios la semana pasada. Ahora, pese a que el decreto entra en vigencia el primer día de 2015, tendrán tiempo hasta el 30 de junio para estar al día y remitir “la información solicitada” de los 17 puntos. De cualquier modo, la DNA “podrá solicitar a los operadores postales información adicional respecto a las operaciones del presente régimen”.

Luego del encuentro del miércoles 3, las empresas aguardaban la reunión de esta semana con el MEF y la DNA para afinar detalles del decreto, el cual se publicó ayer.

Unos 69.000 compran en el exterior

Las compras por internet han crecido en los últimos años en el país, no solo a través de las adquisiciones bajo el régimen de los US$ 200. De acuerdo a la consultora Radar, 38% de los usuarios de internet ha comprado alguna vez online: de ellos 32% lo hizo en el último año y 6% hace más de un año. En 2008, solo 16% había comprado alguna vez por internet. “Si llevamos estos porcentajes a cantidades de personas, teniendo en cuenta que en este período creció significativamente el número de internautas, vemos que el número de compradores online se multiplicó por casi cinco, pasando de 170 mil a 768 mil”, prosigue el reporte.

Según Radar, Mercadolibre es el formato de compra online favorito de los consumidores uruguayos, con el 33% de los usuarios que compran a través de internet. Le siguen los sitios de descuentos con 12%, y los portales del exterior, como Amazon, E-Bay y otros, con 9% -unos 69 mil- (donde se incluirían a las empresas courier). Otros sitios uruguayos reciben 7% de las menciones, y los pagos por e-banking 5%. “Los pagos en mano siguen siendo la forma más común de pagar las compras online, debido a que aún no se ha implementado un sistema para pagar las compras de Mercadolibre con transacciones online”, explica el reporte.

Cifra

20.911
Adquisiciones. El promedio mensual de 2014 de compras por internet hasta octubre era de 20.911, según la Cámara de Comercio y Servicios.

Requisitos

Fecha de ingreso al territorio nacional de la encomienda.

Número de operación identificado en el manifiesto de la carga.

Indicación si se trata de un envío de entrega expresa.

Cédula de identidad del titular de la encomienda.

Nombre completo del titular de la encomienda y del medio de pago en caso de tratarse de una compra.

Domicilio del titular de la encomienda.

Descripción de la mercadería que deberá registrarse en el rubro correspondiente (vestimenta, artículos para bebé, calzado, videojuegos, juguetes, artículos para fiestas, instrumentos musicales, autopartes, libros, etcétera).

Descripción detallada de la mercadería, según factura de origen.

Valor de compra en dólares de la mercadería en el exterior.

Costo en dólares del seguro y flete.

Valor total en aduana en dólares de la encomienda.

país donde se origina la encomienda.

En caso de corresponder, tasa de cambio utilizada para convertir los valores desde la moneda en que se efectuó la transacción a dólares.

Peso bruto de la encomienda en kilos.

Especificación del tipo de tarjeta de crédito o débito del titular de la compra.

Emisor de la tarjeta.

Cuatro últimos dígitos del número de tarjeta de crédito o débito del titular de la compra.