En un año que ya acumula un récord de exportaciones, el ministro de Economía y Finanzas, Fernando Lorenzo, aseguró que las exportaciones subestiman el aporte en divisas de los servicios. Estudios realizados por el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) marcan una “subestimación efectiva del volumen y el valor de las exportaciones de servicios”, aseguró…

En un año que ya acumula un récord de exportaciones, el ministro de Economía y Finanzas, Fernando Lorenzo, aseguró que las exportaciones subestiman el aporte en divisas de los servicios.

Estudios realizados por el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) marcan una “subestimación efectiva del volumen y el valor de las exportaciones de servicios”, aseguró el jefe de la cartera, Fernando Lorenzo.

El estudio, realizado en base “a la información disponible”, señala que dicha subestimación sería por “más de un punto” del Producto Bruto Interno (PBI), aseguró el secretario de Estado.

En 2011 las exportaciones “reales” de servicios fueron 700 u 800 millones de dólares superiores a lo que marcan las estadísticas, estimó Lorenzo durante un desayuno de trabajo del “Día del exportador” organizado por la Unión de Exportadores del Uruguay (UEU). Además, para Lorenzo la subestimación del 2012 sería incluso mayor.

“Más reservas de las que desearía”

Otro punto al que se refirió Lorenzo fue al costo que tiene para el Estado el mantenimiento de una mayor liquidez de la esperada.

Esto, para el jerarca, se muestra en que el Banco Central del Uruguay (BCU) tiene “muchas más reservas de las que desearía”.

Además, sostuvo que el MEF tiene el equivalente al 6% del PBI en liquidez propia, “resultado de haber acumulado una enorme cantidad de reservas en el año, en la inmensa mayoría de los casos en operaciones que, tarde o temprano, terminan siendo solo operaciones de retiro de pesos del mercado”, explicó el ministro.

En esa línea apuntó hacia el costo que implica sostener estos niveles de reserva por encima de lo esperado.

Para esto “hay que pagar intereses”, enfatizó el ministro explicando que los organismos salen al mercado en busca de esa liquidez, algo que se conecta “directamente con el resultado fiscal”, subrayó.

En cuanto al monto estimó que el costo de esta liquidez se ubica en una pérdida del resultado fiscal del orden del 0,7% o 0,9% del PBI.

Inquirió que “cuando algunos dicen que hay que bajar el déficit fiscal”, la solución es sencilla, se desarma la liquidez que tienen las instituciones y “baja un punto el déficit fiscal”, aseguró el ministro. Igualmente cuestionó que esto sea bueno “en términos del bienestar colectivo”.

Inversiones

Por otra parte, Lorenzo indicó que la economía uruguaya tendrá en 2012, 2013 y 2014 niveles de inversión de entre un 22 y 24% en relación al Producto Bruto Interno (PBI).

“Esto no es un boom inmobiliario”, aseguró el jerarca diferenciando la situación actual de décadas anteriores y subrayando el carácter productivo de las inversiones que realiza la economía uruguaya.

Sostuvo que los indicadores marcan que la inversión es la principal fuente de la demanda interna, que a su vez es una de las más importantes impulsoras del crecimiento de la economía según datos del Banco Central.

Fuente: LA REPUBLICA  POLITICA 19/12/2012 Página 6