Mientras se desarrollan las investigaciones administrativas y judiciales para determinar si la caída del contenedor que transportaba el escáner alquilado por la ANP ocurrida la semana pasada fue un accidente, teoría que cada vez cuenta con menos adeptos a nivel gubernamental, ayer llegaron los peritos chinos que chequearán el estado en que se encuentra el…

Mientras se desarrollan las investigaciones administrativas y judiciales para determinar si la caída del contenedor que transportaba el escáner alquilado por la ANP ocurrida la semana pasada fue un accidente, teoría que cada vez cuenta con menos adeptos a nivel gubernamental, ayer llegaron los peritos chinos que chequearán el estado en que se encuentra el equipo tras el incidente.
Los técnicos representantes de la empresa Nutech, responsable del escáner, se reunirán hoy con el presidente de la ANP, Fernando Puntigliano. En el encuentro participarán delegados de la firma SGS, arrendataria del aparato.
Puntigliano confirmó a planB que en el diálogo con los empresarios reclamará que se provea de un escáner con rapidez, ya que los análisis para determinar los daños del equipo que ya está en Montevideo retrasan los planes de la administración de incrementar los controles en la terminal portuaria. Esto se vería agravado si el equipo debe ser reparado.
Este petitorio se basa en que, por el incidente, el escáner no llegó a manos de la ANP ni a la jurisdicción de la empresa que lo entregaría a la institución portuaria.
Además, el jerarca solicitará que se cumpla con otros puntos del contrato de arrendamiento, como la capacitación de los funcionarios que utilizarán el aparato, lo que estaba previsto para enero.
En el programa Puerto Seguro, en que la actuación del escáner para verificar las cargas declaradas de los contenedores que llegan en tránsito a Montevideo o tienen a la capital como destino es una de las aristas principales, también participa la Dirección Nacional de Aduanas, organismo al que corresponderá hacer uso del equipo en un 80%. El capitán de navio (r) Luis Salvo, director de Aduanas, anunció ayer que, además del incremento en los controles a las mercaderías que llegan desde el exterior dispuestos tras el incidente con el escáner, se continúan los caminos administrativos para que el equipo dañado no sea el único que pueda utilizar el Estado para detectar contrabando de diversos artículos, narcotráfico o traslado de productos radioactivos. En ese sentido, señaló que el año próximo tanto los puertos como aduanas contarán con al menos dos escáneres más, que tendrían características similares al alquilado por la ANP. “Así que a los que no quieren que tengamos uno les decimos que vamos a tener tres”, dijo en la víspera al ser entrevistado en Canal 12.
Asimismo, indicó que también hay interés en que a estos aparatos se sumen otros más pequeños o móviles para efectuar controles en las fronteras secas, remarcando que el objetivo último es que Uruguay aumente su calificación de seguridad a nivel internacional para incrementar su competitividad en la región.
Puntigliano confirmó estos planes, y detalló que su administración ha creado unos siete proyectos diferentes para hacerse de esta sofisticada tecnología, de los cuales “dos o tres ya murieron en el camino, pero el resto sigue en curso y con probabilidades de concretarse”.
Entre las varias opciones desarrolladas para obtener los nuevos escáneres, no se desecha la eventualidad de recibir alguno como donación.