Las ventas por las fiestas tradicionales estuvieron “en general, por debajo de las expectativas moderadas que mantenían los empresarios”, según los resultados de una encuesta de actividad realizada por la Cámara de Comercio y Servicios. “Pese a los importantes esfuerzos realizados por parte del sector comercial para impulsar las ventas, las mismas no lograron superar…

Las ventas por las fiestas tradicionales estuvieron “en general, por debajo de las expectativas moderadas que mantenían los empresarios”, según los resultados de una encuesta de actividad realizada por la Cámara de Comercio y Servicios.

“Pese a los importantes esfuerzos realizados por parte del sector comercial para impulsar las ventas, las mismas no lograron superar de forma significativa en la mayoría de los rubros las observadas un año atrás”, dice el informe divulgado ayer, que destaca la fuerte apuesta de los comercios a las campañas de promoción y descuentos especiales.

Se consideraron las ventas entre el 19 de diciembre y el 5 de enero, frente al mismo período del año anterior.

Aún en ese contexto de menor dinamismo, “algunos sectores mostraron un buen comportamiento”, señala el informe. Es el caso del rubro “electrodomésticos”, que tuvo un incremento interanual de 10,5% real, superior al promedio de los restantes rubros. Los informantes consultados señalaron que esto responde en particular a las ventas de artículos de informática, accesorios y telefonía móvil.

En el rubro “jugueterías”, los comerciantes se mostraron satisfechos con el nivel de ventas alcanzado. Se destaca la venta de bicicletas, buggies y monopatines.

El desempeño del sector “vestimenta femenina” fue negativo, con compras “menores a las de otros años”. “Algo similar sucedió en el caso de la vestimenta de caballero”, añade el informe. El rubro “bazar”, en tanto, redujo un 7,1% real sus ventas.

Los empresarios denuncian “la fuerte incidencia del comercio informal” y “la falta de controles por parte de las autoridades”, lo que “sumado a la creciente incidencia de las compras en el exterior o a través de Internet, configuran un escenario de mayores dificultades para el sector”, concluye el informe.

Fuente: EL PAÍS ECONOMÍA 16/01/2014, Página 11